La solidaridad no es delito #NikEreEgingoNuke

Publicado en Últimas Coberturas

Begoña y Mikel son dos personas generosas, comprometidas con su entorno,  con la construcción de una sociedad más justa e igualitaria. Su viaje a Grecia, su voluntad de traer a un grupo de personas migrantes y denunciar políticamente la barbarie de la Europa fortaleza así lo muestran. Entendemos que ante leyes y políticas injustas, el camino de la desobediencia es legítimo.

Denunciamos las políticas migratorias, de control y de cierre de las fronteras de la Unión Europea  que incumplen sistemáticamente el ordenamiento jurídico vigente en materia de Derechos Humanos como los derechos a la libre circulación y al asilo, además de implementar medidas como la externalización de fronteras a través del vergonzoso acuerdo con Turquía. Todo esto conlleva que millones de personas vivan en un limbo jurídico donde sus derechos están en suspenso. Millones de personas en tránsito o bloqueadas sin expectativas.  Abocadas a una vida sin vida,  expuestas a múltiples violencias, donde el único proyecto vital es su propia supervivencia.  Sólo este año, según cifras oficiales, en torno a 5.000 personas han perdido la vida al intentar llegar a territorio europeo, un verdadero genocidio causado por las políticas criminales que Begoña y Mikel han denunciado con su acción.
Es por ello que:
Queremos a Begoña y Mikel, y los queremos con nosotras, libres y sin cargos.
Pedimos a nuestros gobiernos que reflexionen profundamente acerca de lo que NO están haciendo y empiecen a desobedecer toda norma o ley que colisiona con los principios fundamentales recogidos en la Carta de  derechos humanos

Tal y como expresaron Begoña y Mikel: “Mientras los gobiernos sigan legalizando el horror, vulnerando los derechos humanos e incumpliendo su raquítico cupo, las organizaciones sociales, la ciudadanía tenemos derecho a desobedecer trayendo a las personas migrantes y haciendo de Euskal Herria tierra de acogida”.
 Iruñea, 29 de diciembre de 2016

 

Feed

síguenos en RSS

Twitter

síguenos en Twitter